• PARA LA MASA:
  • 500 gr. de harina
  • 4 yemas
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 cucharada de aceite
  • Agua
  • PARA EL RELLENO:
  • 500 gr Salmón fresco
  • 500 gr de queso ricotta sin sal
  • Sal ahumada al gusto (o en su defecto, sal común)
  • Ciboulette, puedes reemplazarlo por cebollín muy finamente picado
  • Semillas de Amapola
  • PARA LA SALSA:
  • 400 gr. de carne de cangrejo
  • 250 ml. de crema de Leche
  • Sal y pimienta blanca
  • 6 vasos de Vino Blanco
  • Masago (huevas de cangrejo)
  • 4-6 Chalotes

Los ravioli de salmón suelen ser una opción muy acertada cuando tienes invitados y quieres sorprenderlos con una receta con sabor a mar.

Para empezar, elabora la masa de los ravioli. Sigue los pasos que detallo en “Cómo elaborar la masa para los ravioli“.

A continuación, sigue los pasos para elaborar el relleno de los ravioli con sabor a mar:

  1. Corta el salmón en dados muy pequeños.
  2. Mezcla los dados de salmón con la ricotta hasta que estén bien mezclados.
  3. Agrega la sal al gusto.
  4. Agrega el ciboulette finamente picado y las semillas de amapola al gusto.
  5. Reserva.

Monta los ravioli con la pasta que habías elaborado, haciendo montoncitos y sellando con la tira. No olvides pincelar con huevo para sellar bien los ravioli y que no se abran durante la cocción.

Hierve los ravioli con abundante agua, un poco de sal y un chorrito de aceite. Deja que hiervan durante unos 7 minutos y retíralos.

Para elaborar la salsa:

  1. En un sartén con aceite hirviendo, sofrie los chalotes, agrega la carne de cangrejo y cocina por 5 minutos.
  2. Tras este tiempo, incorpora el vino blanco y deja que se evapore el alcohol.
  3. Cuando se haya evaporado, agrega la crema de leche.
  4. Salpimienta a tu gusto.
  5. Agrega una cucharada grande de masago y déjalo cocinar a fuego lento por 5 minutos más.

Incorpora los ravioli a la sartén con toda la salsa que acabas de elaborar, y déjalos que se empapen de la salsa durante 3 minutos.

Sirve al momento y decora con ciboulette picado y semillas de amapolas.

¡Que aproveche!